Cultura

#Punto de vista #palabrademujer Equilibrio y evolución humana

Por: Dra. Nicté Ortiz Villanueva


“El Origen de las Especies” se publicó en 1859. En este texto se expone el proceso de la evolución humana y del origen común de las especies. Por ese motivo, hoy se celebra el día mundial de la evolución. Esa poética frase de Carl Sagan en la que nos llama “polvo de estrellas” tiene un sustento científico. Nuestra composición, los átomos de todo lo que existe, son residuos de estrellas que murieron en algún lugar remoto de universo. El hidrógeno es uno de los elementos fundamentales del universo. Es el combustible de las estrellas.
Para la Dra. Virginia Collins, recientemente reconocida en el XXI Congreso Internacional de la Sociedad Mexicana de Hidrógeno por su trabajo en el área de tecnologías del hidrógeno, el ser humano es un reactor químico ideal, que cuando funciona a la perfección se siente muy bien, pero cuando hay cambios en sus entradas o en sus salidas o en el procesamiento es cuando no se siente del todo bien, esto ocasionado por una perturbación, lo que hace que el equilibrio del sistema se modifique. Para esto, los médicos hacen que el equilibrio del sistema se restablezca mediante medicamentos.
Encontró en la química una manera de dar respuesta a sus inquietudes. Proveniente de una familia neoleonesa en la que se pensaba que no se podía andar por la vida sin una carrera profesional, estudió como ingeniero químico administrador en la Universidad de Monterrey. Ahora es miembro del Sistema Nacional de Investigadores. Inculcado por su madre y su abuela, el trabajo y el estudio son partes muy importantes de su vida.
Para la Dra. Colllins la ciencia es una herramienta en nuestro mundo moderno imprescindible para poder enfrentar los grandes problemas que tiene que sortear la humanidad Que mejor ejemplo, la pandemia. En este sentido, no se podría pensar como la humanidad pudiera salir de este problema de salud pública a nivel mundial sin la ayuda de la ciencia. Esto en la salud pero hay una gran cantidad de retos a enfrentar en energía. Ya que México, y muchos otros países, basan sus fuentes de energía en los combustibles fósiles. Y el uso excesivo de estos ha traído como principal consecuencia el calentamiento global y por ende el cambio climático. Que, aunque no lo queremos reconocer, lo estamos viviendo, las sequias extremas que el estado de Chihuahua ha padecido; las inundaciones en el sur del país, y otros fenómenos son parte de este cambio. De todas estas problemáticas la ciencia debe buscar respuestas y soluciones. Lo que hace apremiante el hacer investigación en este campo, como es el reducir las emisiones de los gases de efecto invernadero, así como el uso y el aprovechamiento de la energía de forma limpia y sustentable, entre otras. Nos comenta.
El Hidrógeno como área de investigación es un excelente candidato para sustituir a los combustibles fósiles en la generación de energía. El hidrógeno es llamado un vector energético porque es necesario producirlo; no se encuentra libre en la naturaleza, no hay depósitos de hidrógeno como los de petróleo. Por lo tanto, para producirlo se propone usar agua y una energía renovable. Cabe recordar que las energías renovables son intermitentes; es decir, no están siempre disponibles. En este caso se requiere contar con métodos para almacenar energía y resulta que producir hidrógeno es un modo muy eficaz de hacerlo. Cuando y donde se requiera el hidrógeno se puede generar energía eléctrica por medio de las reacciones electroquímicas que ocurren en una celda de combustible. O generar calor mediante su combustión, generando como subproducto vapor de agua.
En la actualidad la mayoría de nuestras actividades requieren de consumo energía: una computadora, un celular, la producción de alimentos, el transporte, la industria, etc. La generación de energía a partir de combustibles fósiles “nos cobra factura”, por lo que es urgente cambiar a energías provenientes de energías alternas. A la fecha, la fuente alterna de energía más eficiente es la que se obtiene de una celda de combustible y esta se alimenta de hidrógeno.
En los países altamente desarrollados, utilizan al hidrógeno como una fuente de energía, tanto para el transporte como en generación de energía eléctrica. Las compañías petroleras a nivel mundial hacen investigación en fuentes alternas de energía y sobresale la investigación en las tecnologías del hidrógeno. Estas tecnologías involucran desde la generación del hidrogeno, pasando por su almacenamiento, distribución, regulación y legislación para su uso. Y en esto México no puede quedarse atrás. De acuerdo a la Dra. Collins.
Hablando sobre su proyecto más importante comparte que el de formar a los estudiantes (maestros y doctores) en el posgrado es la manera de dejar una semilla en el camino por la ciencia. Y que estas semillas siguen dejando huellas en otros estudiantes en la generación de conocimientos. Polvo de estrellas que se dispersa a través del conocimiento. En el proceso evolutivo se busca un equilibrio. Somos renovaciones de otras especies. EVOLUCIONEMOS. Seamos como el hidrógeno, intentemos brillar sin dañar a nadie. Busquemos ser ese proceso químico sostenible que implica la reducción o eliminación de productos nocivos para el medio ambiente, las personas y nuestra vida. O ¿cuál es tu #puntodevista?