Estatales

Piden defraudados de Aras intervención de la Federación


Un numeroso grupo, quienes forman parte de los defraudados de la empresa Aras, llegaron a la oficina de Bienestar de la avenida Pacheco, acompañados de su representante legal, el licenciado, Mariano Cordero Burciaga, para tener una mesa de diálogo con el delegado, Juan Carlos Loera, a quien le pedirán su intervención como enlace con el Gobierno Federal, para que la Fiscalía General de la República intervenga.

El abogado indicó que son al menos 255 inversionistas que han sido defraudados y que se han acercado y presentado su problemática, pero solamente existen dos querellas del hecho. Sin embargo como es delito del Fuero Común, se necesita solamente una para que la Fiscalía General del Estado la continúe de oficio con los cientos de defraudados.

Así mismo indicó que esta mañana se presentó ya una denuncia penal ante la Fiscalía General de la República por el delito de fraude y lavado de dinero, pidiendo la intervención también de la Unidad de Inteligencia Financiera y de la Comisión Nacional Bancaria para que instalen en la ciudad de Chihuahua una mesa de trabajo técnico para que atiendan la problemática.

El escrito lleva la intención de obligar al Gobierno Federal a tomar cartas en el asunto pues hay tres tipos de responsabilidades, la primera el que no les regresarán el dinero a los inversionistas, la segunda, los que incumplieron y la tercera, del estado como institución gubernamental que tiene que vigilar que los ahorros de la gente no pase por este tipo de vicisitudes.

El representante legal, pide que con estas denuncias y la intervención del Gobierno Federal, se aseguren todos los bienes y bienes inmuebles de Aras y de todas sus empresas ligadas y de los presta nombres, y que se congelen las cuentas bancarias no solamente por lavado de dinero, si no por este fraude, para que en dado caso el negocio en mención, llega a demostrar que no es lavado de dinero, no se lo lleven y las cuentas pueden servir para la reparación del daño.

Además piden que se arraiguen a las personas involucradas, porque se pueden ir del país.

Por último, indicaron que la Unidad de Inteligencia Financiera, debe realizar un rastreo de todos los bienes que ya fueron sacados del país y que ya se encuentran en los paraísos fiscales y que el último serán también para poder resarcir el daño.