Opinión

Caja Negra



La osadía que tuvo el presidente de pedir un año más para cambiar por completo al país, no solo tuvo una aprobación ciudadana mayoritaria, sino que desde el mismo ciudadano comenzaron las críticas a la oposición que ha criticado los resultados, que hasta hoy, son ínfimos.

Principalmente las críticas se centran en el estancamiento económico que reportó el Fondo Monetario Internacional, el desabasto de medicamentos y la crisis que enfrentan las áreas de salud; el retiro de becas a estancias infantiles y el despilfarro económico que hay en la entrega de dinero a la población, pero principalmente se centran en el tema de seguridad, sobre todo tras la detención e inmediata liberación de Ovidio Guzmán.

Sin embargo, el Presidente dijo que era muy rápido para acabar con todo lo malo que tiene el país, que los anteriores gobiernos lo dejaron muy mal, y por ello pidió un año más para que se viva otra vida pública.

Y quizá sí es muy pronto para hacer un cambio tan radical en este país, pero el problema es que se está enfocando tanto en hacer ese cambio que ha descuidado la vida diaria que sigue menguando y de la cual se vaticina un caos.

Andrés Manuel tiene ya varios discursos en los que menciona una nueva Constitución, pero quizá se le ha olvidado decirles a los diputados y senadores, porque en el Congreso de la Unión tienen como que otros objetivos.

--

El que enfrenta un problema bastante serio es el alcalde de Ojinaga Martín Sánchez Valles, pues desde hace ya varios meses Ojinaga se saturó de mujeres de nacionalidad cubana, y al principio no generó ningún problema, vaya, ni siquiera algo que tuvieran la necesidad de revisar.

Pero al paso de los días, la necesidad económica de estas mujeres generó un ambulantaje sexual que ahora no logran controlar, pues se ofertan principalmente para quien pague en dólares, lo que acaparó el mercado de los menores de edad norteamericanos, pero que en México pueden con libertad hacer cosas de adultos.

Son chavos entre 18 y 21 años, los que principalmente están viajando con bastante frecuencia a Ojinaga, pues pueden consumir alcohol, rentar sexo servicio y luego regresar a su lugar de origen sin que nadie pueda hacer nada.

Y el tema de las mujeres cubanas es aún más complejo de detener, porque no son oficialmente sexo servidoras, es decir, no están censadas ni tienen un permiso para ello, simplemente deambulan como cualquier persona y se ofertan de forma discreta.

De hecho, se supo que el alcalde ha tenido que ir ya un par de ocasiones a hablar con las autoridades de Presidio, Tx, pues se corre el peligro de que emitan una alerta para no visitar Ojinaga, y eso si les afectaría bastante.

--

Al que también le fue bastante mal es al regidor juarense Alberto Enrique Guzmán Aguilar, quien fue detenido el jueves pasado en El Paso, Tx, por conducir en estado de ebriedad.

Allá en tierras norteamericanas fue detenido como cualquier simple mortal, pero como intentó convencer a los oficiales para que tuvieran consideración con él, porque alegaba ser alguien influyente en México, pues obviamente lo remitieron a la cárcel municipal.

Esto ocurrió el 31 de octubre, y quedó registrado en el expediente 9768442 de El Paso, Tx.

Lo bueno es que el regidor Guzmán Aguilar traía mil dólares que le estaban sobrando, por lo que pudo pagar la fianza que le impusieron

Pero lo malo, es que tiene apenas tres meses como regidor, desde que el 29 de julio pidió licencia el regidor José Ávila, y él como su suplente, pues ocupó la regiduría.

--

El oficio más peligroso del mundo, el periodismo, se está convirtiendo ahora en un letal ejercicio, pues según los datos de la Unesco, los asesinatos de periodistas aumentaron 18% desde 2014.

Pero eso no es todo, sino que el 90% de los responsables de estos crímenes, se encuentran en libertad, es decir, la impunidad es el amparo de los asesinos de periodistas.

El 2 de noviembre, se conmemoró el día internacional para acabar con la impunidad de los crímenes contra periodistas, y la Unesco mostró en el marco de esta fecha, un informe en el cual denuncia que la impunidad ha permitido que los homicidios contra este gremio, se hayan intensificado de manera alarmante.

De 2014 a 2018, según el reporte, han sido asesinados mil 109 profesionales de la comunicación en todo el mundo. El año más violento fue el 2018, cuando fueron asesinados 90 periodistas.

En lo que va de 2019, han sido asesinados 44 periodistas, y aunque decreció el número de agresiones, sigue vigente la impunidad.

Según los datos de la Unesco, entre 2017 y 2018, el 55% de los asesinatos contra periodistas se cometieron en países donde no existen conflictos violentos, pero detalla que se ha confirmado que los asesinatos de periodistas son por sus reportajes por crimen, política y corrupción.

Por cierto, México se encuentra dentro de las zonas más mortíferas para ser periodista, solo por debajo de los estados árabes que acumulan el 30% de los asesinatos; seguido por América Latina (México) y El Caribe, con un 26%; y finalmente Asia y el Pacífico.

Y evidentemente Chihuahua aparece en ese mapa, en donde no solo son agredidos los colegas, sino que estas agresiones son cobijadas por la impunidad.





Así las cosas…

TWITTER

FACEBOOK